Siguiendo a J.-A. Miller podríamos preguntarnos qué significa hacer la distinción entre pulsión y deseo, ya que la experiencia analítica no la podemos hacer sin esta distinción1.

La respuesta que encontramos en Freud dice que la pulsión tiende a recrear un estado anterior y por ello “produce fenómenos que podemos designar como compulsión de repetición2.

En la “Conferencia 32”, Freud plantea que la pulsión siempre se satisface, de esta forma la ubica al contrario del deseo que siempre es insatisfecho3.

J.-A. Miller destacó que aunque en Freud encontramos la renuncia a la pulsión con el concepto de superyó, esto se complica porque el sujeto gozará de renunciar4.

“El deseo es a la vez voluntad y rechazo de goce. Por eso se puede plantear la cuestión de si el deseo puede o no hacerse equivalente a la pulsión”5.

Pulsión y deseo son dos momentos de la demanda, la primera apunta al goce y en el deseo hay también una defensa contra el deseo. Lo que Lacan llama voluntad de goce es la pulsión.

Freud dice del superyó que es una “conciencia moral”, ejerce una “severidad” contra el yo: “Llamamos ‘conciencia de culpa’ a la tensión entre el superyó (…) y el yo que le está sometido”6. Plantea dos estratos del sentimiento de culpa, uno frente a la autoridad externa, con renuncia a la satisfacción pulsional y otro frente a la interna, que responde con el castigo.

En los tiempos de la “parentalidad”, ésta desborda el estatuto simbólico, está más cerca de lo real, el niño está confrontado a formas de goce adictivos del que testimonia la clínica, sin mediación a lo que no cesa de repetirse7.

J.-A. Miller en su curso El Uno solo, dice: “Hay lo Uno, substancia significante y hay lo Uno, substancia gozante, y ambas son correlativas.

Estas dos substancias, exteriores la una a la otra, reproducen la diferencia freudiana entre el inconsciente y el ello”8.

“El Uno introduce una turbación de goce. Lo que el lenguaje introduce en el goce es la repetición del Uno9. (…) A partir de aquí el sujeto se encuentra atado a un ciclo de repeticiones (…). Es lo que hoy llamamos adicción (…). Dicha repetición de goce se mantiene completamente al margen del sentido”10.

Lo real es la conjunción de las dos sustancias, la significante y la del goce. “Es lo que cuenta en el análisis (…) lo contingente del encuentro del significante y el goce, que siempre se produce por vías (…) torcidas11.

En este texto Miller, utiliza los términos de ruptura, disrupción, desajuste, para oponerlos al de castración y a la solución edípica freudiana. Hay que orientarse con Lacan a partir de estos conceptos, dado que en la clínica actual se evidencia la mutación del orden simbólico, con el desfallecimiento del padre, que se muestra en el efecto de la “parentalidad” sin mediación sobre la pulsión:

Pues el niño de hoy está confrontado a formas de goce adictivos que testimonia la clínica, el niño está confrontado sin mediación a lo que no cesa de repetirse, tanto en la vertiente del demasiado lleno como al demasiado vacío, como en las adicciones que conciernen a todos los circuitos pulsionales, el oral: anorexia-bulimia, las sustancias; el anal: retención-expulsión, agresividad; lo escópico: juegos de videos y pantallas múltiple; y lo vocal, objeto voz con la intolerancia a los mandamientos en general12.

 

Notas:

  1. Miller, J.-A., “Del amor a la muerte”, Conferencias porteñas, T. 2, parte I: “Lógicas de la vida amorosa”, cap. 4., Buenos Aires, Paidós, 2009, págs. 61-62.
  2. Freud, S., “32 Conferencia: Angustia y vida pulsional” (“Nuevas conferencias de introducción al psicoanálisis”), Obras Completas, vol. XXII, Buenos Aires, Amorrortu Editores, 1984, pág. 98.
  3. Ibid., págs. 75-104.
  4. Miller, J.-A., “Del amor a la muerte”, op. cit., págs. 65-66.
  5. Ibid., pág. 62.
  6. Freud, S., “El malestar en la cultura”, O. C., op. cit., vol. XXI, págs. 119, 123 y 132.
  7. Laurent, É., Los niños de hoy y la parentalidad contemporánea. Conferencia en la UBA psicología 18.5.2018. Disponible en Youtube.
  8. Miller, J.-A., El Uno solo, curso inédito. Clase del 23 de marzo de 2011, publicada como “El desnivel entre el ser y la existencia”, Freudiana, Revista de la Comunidad de Catalunya ELP, nº 68, Barcelona, 2013, pág. 20.
  9. Ibid., pág. 21.
  10. Ibid., pág. 21.
  11. Ibid., pág. 23.
  12. Laurent, É., Los niños de hoy y la parentalidad contemporánea, op. cit.

 

Estanislao Mena, ELP, Sevilla, Jerez de la Frontera.

 

Comparte / Imprime este artículo
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Print this page
Print